leyendas musica rock

Sin duda, el sonido rock es y ha sido uno de los más buscados y trabajados por los guitarristas modernos.

Desde el tono fuzz super-saturado de Hendrix hasta la claridad y definición de los riffs distorsionados del sonido de AC/DC, estos intérpretes se han elevado a la categoría de estrellas por su buen hacer y por su inconfundible tono.

En este articulo intentaremos arrojar algo de luz sobre como conseguir un buen tono de manera sencilla y efectiva, además de comentar algunas opciones del equipamiento ideal para nuestro propósito rockero. Esta ocasión nos centraremos sobre todo en los pilares del tono de guitarra propio este estilo.

¿Cómo conseguir un sonido rock?

Un buen tono limpio y una buena distorsión, el alma del sonido rock.

Existen amplificadores diseñados para un estilo en particular y, en este caso, lo ideal es contar con un amplificador que esté al nivel de lo que andamos buscando. Los amplificadores diseñados para este estilo gozan de un mayor rango de ajuste de la ganancia, lo que nos permitirá alcanzar ciertos niveles de saturación, necesarios para los distintos sub-estilos. Por ejemplo, el en el rock alternativo se emplea más ganancia que en el rock clásico.

Este es el punto fuerte de estas herramientas, siendo lo ideal emplear amplificadores a válvulas.

El otro gran factor a tener en cuenta es nuestro instrumento, no todas las guitarras están hechas para interpretar este estilo. Aunque influyen factores como los materiales utilizados y la construcción, el aspecto más importante a tener en cuenta es que el instrumento cuente con unas buenas pastillas dobles, conocidas como “humbuckers”. Básicamente, se trata de dos pastillas simples combinadas, ideales para conseguir un tono decente para este género, porque otorgan una mayor salida, algo muy importante a la hora de distorsionar como corresponde.

¿Qué pedales necesito para tocar rock?

Al igual que ocurre con los amplificadores y los instrumentos, algunos pedales también han sido diseñados para un género en concreto. Por ejemplo, tenemos el fuzz, que aporta una saturación muy gruesa y densa, característica del estilo. Otro caso es el chorus, utilizado en infinidad de estilos pero que resulta imprescindible para otros, como el jazz, tanto es así que los amplificadores diseñados para jazz lo incluyen en su canal limpio.

Queda claro que existen efectos muy arraigados a un estilo en particular, tanto que han acabado teniendo un gran peso en la configuración del sonido característico del mismo.

Caben una gran cantidad de efectos en este género, pero existen algunos que han llegado a ese nivel en el que se consideran básicos:

Distorsión/Overdrive/Fuzz

Elegiremos entre Overdrive, Distorsión o Fuzz, según nuestro gusto, según el sub-estilo que interpretemos o según sea necesario, pudiéndose combinarse entre ellos. Este efecto supone la base de nuestro gran tono rockero, de ahí su gran importancia. Por ejemplo, para interpretar un estilo como el Stoner, los guitarristas se decantan por un fuzz muy saturado.

71,00€
74,00
8 Nuevo Desde 70,99€
Amazon.es
95,00€
14 Nuevo Desde 85,00€
Amazon.es
Envío gratuito
80,00€
11 Nuevo Desde 80,00€
Amazon.es
Envío gratuito
215,00€
3 Nuevo Desde 215,00€
Amazon.es
119,00€
2 Nuevo Desde 119,00€
Amazon.es
Última actualización: octubre 22, 2018 10:23 pm

Y otros pedales que vale la pena tener en cuenta

  • Tech 21 Hot-Rod Plexi Analog Distortion
  • BlackStar HT-Dist
  • Dunlop Dallas Fuzz Face
  • Ibanez Tubescreamer TS-808 OD

Compresor

Puede marcar la diferencia compactando nuestro sonido y enriqueciéndolo.

El compresor facilita la interpretación además de proporcionar un sonido más sólido, tanto para los limpios como delante de la distorsión o del canal saturado del amplificador. Existen muchas variantes de estos, de compresión óptica, FET, VCA, de válvula, etc. Es recomendable informarse bien de las diferencias antes de adquirir uno:

135,00€
2 Nuevo Desde 135,00€
Amazon.es
Envío gratuito
78,00€
14 Nuevo Desde 78,00€
Amazon.es
Envío gratuito
112,99€
8 Nuevo Desde 112,99€
Amazon.es
Envío gratuito
206,82€
2 Nuevo Desde 206,82€
Amazon.es
Envío gratuito
Última actualización: octubre 22, 2018 10:23 pm

Y otros pedales que vale la pena tener en cuenta

  • Maxon CP101
  • Keeley 4 Knob Compressor Pedal

Chorus

Sirve para embellecer el tono limpio y, cuando se combina con una distorsión, se consiguen sonoridades muy interesantes, propias incluso del rock psicodélico:

104,44€
14 Nuevo Desde 79,00€
Amazon.es
Envío gratuito
92,22€
10 Nuevo Desde 89,00€
Amazon.es
Envío gratuito
108,90€
8 Nuevo Desde 108,90€
1 Usado Desde 65,74€
Amazon.es
220,93€
5 Nuevo Desde 220,93€
Amazon.es
Última actualización: octubre 22, 2018 10:23 pm

Y otros pedales que vale la pena tener en cuenta

  • DANELECTRO D-5 FAB CHORUS
  • MXR M234 ANALOG CHORUS

Delay

Pertenece a los efectos basados en el tiempo, lo que quiere decir que es un efecto de repetición. Resulta ideal para enriquecer los solos. Conectándolo a través del loop de efectos, después de la Distorsión o el Overdrive, le sacaremos toda su calidad y potencial.

187,00€
2 Nuevo Desde 180,00€
Amazon.es
133,18€
11 Nuevo Desde 109,00€
Amazon.es
Envío gratuito
Última actualización: octubre 22, 2018 10:23 pm

¿Cómo ecualizar mi equipo para tocar rock?

Este es un estilo que se caracteriza por los contrastes, desde limpios suaves y agradables, casi celestiales, a tonos rudos, chillones, agresivos y distorsionados. Esto es casi como decir que casi cualquier sonoridad que podamos imaginar se puede usar, o ya se ha usado ya en este género.
Para el tono limpio, bastará ecualizando apropiadamente el canal limpio de nuestro amplificador. Para configurar el tono estándar rock&roll se suelen enfatizar las frecuencias medias, mientras que para estilos más agresivos, como el hard-rock, se recortan. Hay que tener en cuenta que sonido limpio del estilo que nos ocupa no es tan pulido y redondo como el del jazz, sino más bien punzante y rítmico.

Configuración para Rock&Roll

controles para rock and roll

Configuración para Hard Rock o Metal

pedal configuracion scooped

Un compresor delante del canal limpio del amplificador pueden ayudarnos a conseguir un tono más definido, mejorando también la respuesta armónica del instrumento.

Cuando se trata de configurar un sonido cañero distorsionado, empleamos el canal sucio de nuestro amplificador. No hace falta demasiada ganancia, si escuchamos con detenimiento la pista de guitarra, aislada del resto, de alguna canción rockera famosa, nos daremos cuenta de que, más que cantidad de saturación, se trata de la calidad y de la buena ecualización que se haga de la misma.

Aquí es donde entran en juego los pedales de distorsión u overdrive que, combinados con nuestro amplificador, nos permitirán alcanzar niveles de saturación mas que suficientes, además de darle carácter a nuestro tono. Como ya deberíamos saber, en caso de trabajar con demasiada ganancia podríamos empezar a tener problemas de ruidos y acoples indeseados, haciéndose necesario el uso de una puerta de ruido que nos ayudará a deshacernos de ellos.

No hace falta demasiada ganancia. Más que cantidad de saturación, se trata de la calidad y de la buena ecualización que se haga de la misma.

Por último, siempre se debe mantener el orden lógico de los pedales, recomendando no poner al limite ninguna de las perillas del amplificador o de los pedales, pues así evitaremos ruidos indeseados que puedan arruinar nuestro sonido o que terminen exagerando frecuencias que nos hagan perder nitidez. Un buen consejo de ecualización seria no pasarse nunca con los agudos, utilizarlos en su justa medida para evitar un tono demasiado estridente. Debemos tener en cuenta que la guitarra es un instrumento de frecuencias medias y son esas a las que les prestaremos mayor atención.

Conclusión

Existen herramientas apropiadas para cada estilo y, aunque podrían utilizarse muchas otras, contar con ellas es muy importante para conseguir plasmar un sonido fiel al ideal que buscamos. Esto quiere decir que si queremos sonar a rock, necesitaremos una guitarra, un amplificador y unos efectos apropiados para este estilo.

Aún es algo común encontrarse que, teniendo todo lo necesario, aún no estemos plenamente contentos con nuestro tono. En ese caso, cabe la pena destacar la importancia de nuestra interpretación, nuestra forma de tocar es crucial para conseguir el sonido que buscamos, sea cual sea el género dentro del que nos movamos, por lo que adquirir los conocimientos musicales y la técnica de un estilo en particular es el verdadero secreto a la hora de alcanzar nuestro tono rock soñado.